Arrabal: “La actitud de la Junta sobre el conflicto de Acerinox es un ejemplo de lo que no puede volver a ocurrir”

La diputada algecireña del PSOE ha afeado a la consejera de Empleo que se tardara 125 días, “cuatro meses de agonía”, en llevar a cabo una “mediación política”, que finalmente “fue posible” coincidiendo con las elecciones europeas

La secretaria general del PSOE de Algeciras y diputada autonómica por la provincia de Cádiz, Rocío Arrabal, ha lamentado este miércoles, 19 de junio, en sede parlamentaria, la actitud del Gobierno andaluz en la “dilación” del conflicto laboral en Acerinox, y ha reprochado a la consejera de Empleo, Rocío Blanco, que se tardara 125 días en llevar a cabo una “mediación política” que se llevaba meses reclamando, y que finalmente “sí que fue posible”, coincidiendo con las elecciones europeas.

Durante su intervención en la Comisión de Empleo, Formación y Trabajo Autónomo, Arrabal ha insistido, como ya hiciera en comisiones anteriores, en la «necesidad de una mediación política», y ha considerado “lamentable” que el Gobierno de Moreno Bonilla la haya estado eludiendo hasta el último momento, “hablando prácticamente de lo mismo tras más de cuatro meses de huelga”, y contribuyendo así a “dilatar” un conflicto que ha supuesto una “agonía” para miles de familias en el Campo de Gibraltar.

La parlamentaria socialista algecireña ha afeado a la consejera y a los parlamentarios del PP que no se sentaran con los trabajadores, representados por el comité de huelga, durante una reunión reciente mantenida con los distintos grupos políticos en el mismo Parlamento, y a la que sólo faltaron diputados del Partido Popular. “Lamentable, porque ahí tenían que haber estado, aunque fuera para no decir nada, pero al menos haber tenido la deferencia de estar y escucharles, porque es parte de su trabajo”, les reprochó.

En cuanto al hecho de que finalmente el gobierno de la Junta convocara una reunión de “mediación política” justo para el lunes tras los comicios europeos, y después de que la consejera hubiera afirmado varias veces en sede parlamentaria que era “imposible”, Arrabal ha recordado que “en política, pocas veces existen las casualidades».

«La gestión del conflicto de Acerinox por parte del gobierno de Moreno Bonilla es un despropósito, y un ejemplo de lo que no puede volver a ocurrir», ha afirmado en sede parlamentaria la portavoz del PSOE, que ha confiado también durante su intervención en que este conflicto concluya ya este jueves, con la votación del nuevo acuerdo por parte de los trabajadores.